Bruxismo


Cada vez es más frecuente este tipo de dolencia, claramente relacionada con la tensión nerviosa y el estrés.

Debido al exceso de fuerza sobre los dientes, estos sufren un desgaste excesivo (se ven las superficies de las muelas lisas, sin relieves) que puede llegar a producir sensibilidad dental y alteraciones a nivel muscular/articular.

El tratamiento recomendado es una férula de descarga: protector bucal que se adapta a ambos arcos dentales. Está realizado en material acrílico transparente, fabricado a medida para cada paciente.

Puede llevarse tanto de día como de noche, principalmente, en función del momento en que aparece el hábito.

Con este tratamiento se consigue mantener la mandíbula en una posición más relajada, impidiendo que los dientes friccionen entre sí y protegiendo la articulación.